viernes, 6 de febrero de 2009

Que queda?







Que queda después de que te has ido?

Descubrí que permanece

Tu rostro registrado en los anaqueles de mi memoria,
tu legado de vida, tus ejemplos,
tu sonrisa gigante, tus abrazos
el conocernos mas allá de los encuentros.
Me queda el calor de tus manos:
la suave tibieza de tus besos.
Me queda tu sangre en la mía
como todo un testamento.
Me queda el acordarme y el saberte
presente, aun cuando no te tengo.
Me queda quererte como te amo
a pesar de la muerte y del tiempo.
Me queda tanto, tanto, tanto
que alguna vez me diste, y no te he devuelto.

2 comentarios:

  1. Calé...beso grande! Ojalá las nanas vayan, de a poco, sanando!

    ResponderEliminar